Actualmente el medio ambiente cada día está más deteriorado, existen agentes físicos, químicos y biológicos que aportan inseguridad en el entorno. Lamentablemente creemos que dentro de nuestro hogar nunca nos va a pasar nada, pues para nosotros es el lugar más seguro, sin embargo, el hogar moderno se puede volver uno de los lugares con mayor contingencia, pues es ahí donde pasamos la mayor parte de nuestro tiempo.

Vivir cerca de una zona industrial, carreteras o calles muy transitadas incrementan la exposición al aire contaminado, pero independientemente del aspecto urbanístico dentro del hogar también se pueden desarrollar enfermedades respiratorias. Los riesgos se desencadenan de los humos tóxicos que producen los materiales sintéticos y que pueden durar años después de su fabricación acumulándose en nuestra casa. Estos materiales se pueden encontrar en los muebles, armarios, cocinas, pinturas, etc.

Nuestra recomendación es que al construir tu casa selecciones materiales naturales, como la madera, los metales, la porcelana, vidrio, así como materiales de algodón en el caso de las cortinas, cojines, etc., y cuero en los muebles. La decoración o redecoración siempre debe hacerse con pintura o barniz orgánico y en caso de que se necesite encerar el piso deben utilizarse ceras naturales, de ésta manera evitamos humos tóxicos.

Además de los muebles o materiales te recomendamos tener espacios ventilados  (ventanales o ventanas de su preferencia) así como la colocación de plantas que ayuden a mantener una buena calidad de aire.   

 

CASSAPLAN

“Espacios a tu medida”

 

 

Autor: Fernanda Montañez

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.